oct 09, 2018 9:35 am - Publicado por Margarita

 

Esta época del año es perfecta para preparar frutas en almíbar pues van a terminar las frutas de verano Melocotón, cerezas, higos…) y con este método de conservación podemos disfrutar de ellas más tiempo y no comprar frutas fuera de temporada,  poco maduras y sin sabor.

El almíbar se utiliza, además de para la conservación de frutas, en repostería y pastelería. Es de fácil preparación como vamos a ver a continuación.

El almíbar es, simplemente, cocer agua con azúcar a fuego lento.

 

A tener en cuenta:

-La proporción de azúcar y agua (básica) es  2×1, es decir, dos partes de agua por una de azúcar. Puede hacerse variaciones según lo golosos que seáis o la fruta que utilicemos. A frutas más dulces (uvas, higos) necesitaremos menos azúcar (se puede reducir el azúcar a la mitad)

A mayor proporción de azúcar más denso será el almíbar.

-Elegiremos cuidadosamente las frutas. Tiene que estar en su punto de madurez. Sin golpes ni picaduras.

-Lavar bien las frutas e incluso se pueden cocer 5 minutos (piezas grandes)

-Quitar el hueso a las frutas que lo tengan.

-Escoger tarros para la conservación con el tamaño adecuado a la fruta que vayamos a preparar. Los herviremos 5 minutos para desinfectarlos y comprobaremos que las tapas no tengan abolladuras.

- Dejaremos unos 2 centímetros hasta el borde del tarro sin rellenar.

-Como último paso etiquetar los botes con la fecha de fabricación. Duran aproximadamente un año.

 

Preparación del almíbar:

Por cada litro de agua utilizaremos 500 gr de azúcar blanca refinada.

En un cazo ponemos el agua y el azúcar. Movemos constantemente para que se disuelva el azúcar mientras se calienta lentamente.

Cuando el azúcar este bien disuelto subir el fuego y esperar a que cueza. Cuando esté totalmente transparente apagamos el fuego.

Rellenamos los tarros con las frutas escogidas, añadimos el almíbar. Cerramos bien el frasco. Lo dejamos reposar unos minutos boca abajo.

Los introducimos en una cazuela, cubrimos con agua y hervimos 5 minutos.

Dejar enfriar.

Después de etiquetar, guardar en un sitio oscuro, seco y fresco.

Si queréis aromatizar el almíbar podemos añadir en el momento de la cocción del almíbar una ramita de canela, piel de limón o naranja… retirar al terminar  la cocción.

Como habéis podido comprar hacer el almíbar es muy sencillo y de mucha utilidad.

¿Soléis hacer conservas en almíbar? ¿Que fruta prefieres?

 

 

 

 

 

This entry was posted in Curiosidades Gastronómicas, Recetas fáciles y rápidas, Uncategorized and tagged , , , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.