nov 15, 2012 22:30 pm - Publicado por Margarita

 

Cuando me propusieron presentar una receta a un concurso: “Cocina con guindillas”, me pareció una buena idea. Cuando me comentaron que el ingrediente imprescindible era las guindillas, la verdad es que… dudé. Al final me animé y lo primero que hice fue un trabajo de investigación.

¿Que se considera, exactamente, guindilla en gastronomía?

Orígenes, variedades, sabores…

Realmente estoy sorprendida, no solo, de las lagunas que tenía sobre este producto, sino de los errores de concepto y la cantidad de posibilidades que ofrecen.

Próximamente, en cuanto tenga un huequito, para ordenar lo aprendido estaré encantada de compartirlo con vosotros.

Mientras tanto os dejo la receta resultado de lo descubierto:

 

Ingredientes:

3 Solomillitos de  pechuga de pato (por comensal). Se puede preparar con pechugas enteras. Calculando 1 pechuga por 2 comensales.

Para la salsa y adobo:

1 dientes de ajo
4 cucharadas de zumo de lima
2 /3 guindillas Cayena
1 cucharadita de aceite y 1 cucharadita de azúcar
2 cucharadas de mermelada de ciruela
Oporto, una copita pequeña y Guindillas “piparras”

Preparación

Poner en un recipiente los solomillos con la mezcla del azúcar, el zumo de lima, el diente de ajo picado muy menudo, el aceite y las guindillas. Mezclamos bien y dejamos macerar, mínimo 1 hora.

 

En una sartén ya caliente ponemos los solomillos, bien escurridos. Hacemos 2 min. por cada lado a fuego fuerte. Sapimentar.

 

 

Mezclamos el Oporto con el jugo de la maceración, añadimos la mermelada e incorporamos a la sartén.

 

A fuego fuerte esperamos a que se reduzca.

 

 

Bajamos el fuego y ponemos guindillas tipo piparras (3/4 por comensal).

 

 

Dejamos hacer 2 min. y listo.

Podemos servir acompañado de arroz.

 

 

 

This entry was posted in Recetas de ave, Uncategorized. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.