oct 23, 2012 21:11 pm - Publicado por Margarita

 

Aquí estoy con el taller prometido.

Lo he dividido en dos partes porque, para que los resultados sean lo más reales posible, le pedí a una vecina que tiene un niño de 3 años, Alberto, y una niña de 7, Inés, si me permitía que colaboraran en la realización de la merienda y sólo disponíamos de  una hora.

Les expliqué lo que quería hacer, colocamos los ingredientes y les pedí su opinión sobre diferentes posibilidades.

Desecharon las anchoas “porque raspan” y el pimiento rojo “no gusta”, así que aquí tenemos el resultado.

¡Ah, se me olvidaba! Los nombres (después de partirnos de risa) los decidieron ellos.

Alberto preparó: CHUPACHUP DE NOCHE DE LUNA LLENA

Ingredientes:

Mini bolitas de Mozzarella

Aceitunas negras

Orégano

Brochetas de bambú (también se pueden utilizar palillos).

Preparación:

Como lo preparaba Alberto (3 años) yo corté las aceitunas, unas por el centro longitudinalmente y otras en rodajitas muy finas y después por la mitad.

En la brocheta pinchó ½ aceituna, después la bolita de de Mozzarella y a continuación otra ½ aceituna.

En este momento tuvimos una pequeña diferencia de gustos. Yo le propuse poner una bufanda con una tirita de pimiento rojo o con una anchoa (bueno, ya sabéis lo que opinaron)  y humedecerse los dedos con un poco de aceite, humedecer el queso y poner orégano. Pero después de probarlo dijeron que se les pegaba en la lengua, pero Inés dijo “pon ojos” y de este modo el orégano pasó, con mucho cuidado, a ser ojos y con un trocito de aceituna hizo la boca.

 

Aquí os dejo los resultados.

 

 

Creo que mis fotos son peores que su trabajo.

 

 

 

 

 

 

 

Inés hizo: MINI-HAMBURGUESAS HORRIPILANTES

Ingredientes:

Mini –hamburguesas

Lonchas de queso

Kétchup

Preparación:

Inés ha utilizado una sandwichera para hacer las  hamburguesas, así no hay peligro de que se quemen.

Mientras cortamos las lonchas de queso en cuadros de tamaño similar al de la hamburguesa.

Como el queso es muy blando, después de doblar la loncha para marcar por donde quería cortarla, lo ha hecho con la punta de una brocheta.

Utilizando como modelo la cara dibujada en una alabaza ha ido haciendo los ojos y la boca.

Cuando la carne ha estado lista la ha pasado a un plato, ha puesto encima el queso con la carita dibujada y lo ha decorado con Kétchup.

Este es el resultado de Inés “horripilante” como ella ha dicho

 

¿Qué te parece Raquel? Si te ha gustado mañana más.

Irene, la mamá de Alberto e Inés, se ha quedado sorprendida y encantada (igual que yo) .

Mañana vuelven y… continuaremos!!!

This entry was posted in Recetas para niños, Uncategorized. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.